El cardenal Angelo Amato, oficiará el sábado 21 de octubre en la Basílica de la Sagrada Familia de Barcelona la beatificación de 109 misioneros claretianos asesinados en 1936

Mártires claretianos

El cardenal Amato beatificará en octubre a 109 mártires claretianos

En la Sagrada Familia de Barcelona
La Provincia de Cataluña destaca “su testimonio de fe y de perdón”

            El cardenal Angelo Amato, prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, oficiará el sábado 21 de octubre en la Basílica de la Sagrada Familia de Barcelona la beatificación de 109 misioneros claretianos asesinados en 1936.

            En un comunicado este viernes, Claretians de Catalunya ha explicado que el Papa Francisco autorizó el 22 de diciembre de 2016 el decreto de beatificación de los 109 mártires, entre los que ha destacado el sacerdote Mateu Casals, el estudiante Teófilo Casajús, y el hermano Ferrán Saperas.

            De ellos, 60 pertenecían a la comunidad de Cervera – Mas Claret y Solsona (Lleida), mientras que 15 eran de Vic y Sallent (Barcelona), 11 de Lleida, ocho de Sabadell (Barcelona), ocho de la capital catalana, cuatro de Valencia y tres de Castro Urdiales en Santander (Cantabria).

            El proceso de beatificación se inició hace casi 70 años, en 1948, e incluye a los 109 misioneros, muertos durante el conflicto de 1936, cuando la provincia claretiana comprendía Catalunya, Aragón y Valencia.

            Perdón y diálogo

            Mártires claretianosLa Provincia Claretiana de Catalunya ha expresado su alegría porque se incluya entre los beatos de la Iglesia a este grupo numeroso de hermanos mártires, sobre los que ha afirmado que “por su testimonio de fe y de perdón siempre han sido un referente y un estímulo de coherencia misionera”.

            El provincial de la orden, Ricard Costa-Jussà, ha afirmado que más allá de las circunstancias políticas convulsas y complejas del momento, quieren subrayar su actitud de perdón: “Hace falta poner todos los medios para que nunca más los conflictos y las diferencias se resuelvan violentamente, sino con el diálogo y el respeto”.

            También ha celebrado que se celebre la beatificación en la Sagrada Familia, y ha agradecido la acogida de la celebración y las facilidades ofrecidas por el arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, y el presidente delegado del Patronato de la basílica, Esteve Camps, así como al personal del centro de culto.